¿La duda ofende?

  • ¿La duda ofende?

    masjun

    CiU no es el proceso soberanista. Quede apuntada para abrir esta obviedad, para los listos que sin cosas así parece que no puedan vivir. Apuntar como previa eso y que un servidor no cree que CiU pueda impulsar en solitario el proceso. Y con estas dos sentencias no creo que haya descubierto América, pero algunos que me han reprochado recientemente que no lo piense sí parece que abran los ojos al mundo cada día cuando se levantan y piensan cosas evidentes en la línea. Eso sí, sólo añadir que quienes acusan a gente como un servidor de decir lo contrario de obviedades como las ahora apuntadas en muchos casos caen en un error de principiante: pensar que con una CiU tocada, el proceso puede tirar como si nada. Pensar eso es no pensar o hacerlo y obviarlo en su relato, aplicando la mala fe que más frena.

    Dicho esto, el tema: CiU tiene muchos deberes que hacer en su casa, para tratar de sobrevivir y para poder sumar al proceso que impulsa desde las instituciones. Deberes insoslayables. Y está claro que no es el único actor político del proceso que necesita hacer deberes. Pero si en Convergeècia y en CiU no practican urgentemente la generosidad, el movimiento y el riesgo que hacen bien en reclamar a otros, no tirarán adelante. Y es necesaria generosidad para hacer algo (bueno, quiero decir). Para seguir como hasta ahora, nada. ¿Pero les está bien así? ¿Pueden esperar a hacer en el partido un congreso-autopsia en 2016? ¿Ya les está bien el Govern y los consellers que hay ahora? ¿Transmiten el impulso y el mensaje que quieren que la gente compre en las elecciones catalanas del 27S? Si lo creen así, adelante, pero conste aquí uno que propone humildemente reflexión. La misma que propongo a Esquerra y la Cup.

    Para avanzar, detente. Lo decía un mítico anuncio de cerveza. Creo mucho en ello. Ayer escribía un artículo donde hablaba de eso, de parada, de frenazo. Y los motivados (y los malintencionados) de turno ya venían a interpretar que doy por muerto el proceso y que soy un pesimista y no sé cuántas cosas más. Quede claro: yo no he dicho que el proceso soberanista esté acabado. Pero sólo plantear reflexión sobre cómo va, ya hay que te dicen de todo. Es para reflexionar, también. Si tan seguros están de que todo va genial, ¿como es que saltan así a la mínima?

    Reflexión, pues, por favor. ¿El PSC está fatal? Sí, y en Catalunya los que los defienden ahora prefieren hacer como si nada y miran sólo lo que ha pasado en España para intentar intuir en ella una brizna de esperanza. Y así les va y les irá. ¿El PP también está fatal? Sí, y dicen que han ganado en España y mantienen a Sánchez-Camacho. Y así les va y les irá. ¿El unionismo no crece y es lo que es? Aceptado. ¿Y esto quiere decir que el proceso está fantástico, que aquí no ha pasado nada, que Barcelona ya no tiene un alcalde por el proceso, pero alegría? ¿Que en el Área Metropolitana de Barcelona, ​​CiU y ERC y la Cup suman lo que suman, pero hala? ¿Podemos proceder de verdad así sin pensarlo ni un momento? Si es que sí, al proceso no le irá muy bien. Creo. ¿Puedo plantearlo? ¿La duda ofende? ¿Sí? ¿De verdad? ¿Esto es lo que queremos? ¿Así se quiere construir?

    Yo creo que no. Por eso aún confío en que la cosa pueda tirar adelante. A pesar de todo, que no es poco.

    (Para leer el artículo en El Singular, clicad aquí)